personajes

agosto 23, 2018 Comentarios desactivados en personajes

En la literatura antigua, no habían personajes, sino más bien arquetipos. Los protagonistas de las historias formaban parte de un mundo en el que los dioses combatían entre sí. La cuestión de fondo es qué dios estaba de su parte. De ahí que cuanto hicieran los héroes del relato poseyera dimensiones cósmicas. En cambio, en la literatura moderna lo que hay son personajes, hombres y mujeres que viven en un mundo que no terminan de comprender, pero no porque les supere, que también, sino porque no sienten que formen parte del mismo. Los arquetipos nos impresionan porque nos permiten creer que la existencia va cargada de significado. Que somos lo que representamos. Ante los personajes en cambio sentimos curiosidad por saber cuál es su particularidad, qué secreto esconden o por cómo resolverán el lío en el que andan metidos. Si la novela es el género moderno por antonomasia es porque nos gusta fisgonear en las vidas de los otros, lo cual es un síntoma de lo solos que estamos. A menos que te dé un poco igual, una vez intuyes que de lo que se trata no es de los asuntos de la psicología. Cioran, que hacia el final de su vida (o hacia la mitad, no recuerdo) tan solo leía biografías. No tanto para saber cómo termina la historia, pues probablemente supiera como terminaba, ni tampoco para encontrar a algún compañero de viaje, sino para topar con un extraño.

Los comentarios están cerrados.

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo personajes en la modificación.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: